Microsoft junto a LucasArts nos sorprende con el anuncio de una edición limitada de la consola Xbox 360 y su periférico Kinect, cuyo diseño se inspira en el popular R2-D2, con motivo del lanzamiento de Kinect Star Wars, el juego que nos hará ponernos en el papel de Jedi, siendo controlado totalmente con Kinect.

No hace falta decir que el juego vendrá incluido en el pack, junto a un mando inalámbrico de aspecto C-3PO, un disco duro de 320 GB, unos cascos y el juego Kinect Adventure, solo quedándonos saber lo más importante… fecha y precio… echadle un vistazo porque es una pasada.

Facebooktwitter

Deja un comentario