Análisis: Super Stardust Delta

En el lanzamiento de la nueva consola de Sony PS Vita nos hemos encontrado con grandes juegos de las principales compañías de desarrollo, pero no todo el catalogo ha llegado desde ahí, también nos hemos sorprendido con alguno de los juegos en formato descargable que han aparecido para PlayStation Store, y sin lugar a duda una de la mayores sorpresa, es el juego en sí con el que nos enfrentamos hoy.

El nombre es Super Stardust Delta, y nos llega de mano de la desarrolladora  independiente Housemarque, la cual tiene sus estudios nada más y nada menos que en las frías tierras de Finlandia.

Nos presenta un juego de naves de nueva generación, de una franquicia que ya tuvo alguna de sus versiones en Pc , allá por 1996, así que el sabor añejo y tintes clásicos vendrán intrínsecos en el juego,  pero pese a eso, verdaderamente sorprende a todo aquel que le da una oportunidad, y como aquí en Generación Pixel se la hemos dados, y la experiencia ha sido tremendamente gratificante, os vamos a dar a conocer en las próximas líneas lo que nos ofrece este Super Stardust Delta.

 

Como buen juego del género la historia principal del juego no es demasiado enrevesada por no decir simple, ya que poca variación argumental y cambios de guión se le puede pedir. De todos modos la historia existe, y como en todo buen juego todo tiene un conque y un porqué.

La historia nos sitúa en una época aun lejana en el horizonte, donde todo empieza con la detección por parte de los radares de la Comisión de Defensa Intergaláctica de que unas naves extraterrestres poco amigables han entrado en nuestro sistema, y como siempre que ha sucedido algo así ha habido alguien de por medio, lo primero que se le viene a las defensas terrestres es el tirano Schaumund.

Visto lo visto parece ser que los movimientos que está realizando marcan que cuando menos lo esperemos atacará nuestros planetas Alena, Sekora, Mahler, Werth y Yuriko, así que todos se preparan para lo peor… momento en el que un comunicado llega, y la verdad que la Comisión de Defensa no había estado desafortunada en sus predicciones el mismísimo archivillano espacial Schaumund ha traído consigo todo su poder de ataca para hacerse dueño de todo el espacio conocido y ponerlo a sus pies.

Además este aprovechará una terrible catástrofe natural, que es una lluvia de meteoritos para entrar en juego, por lo que la cosa se pone muy negra para nuestras defensas, al tener que estar pendiente de los dos bandos.

Por lo que en una misión suicida, se decide enviar al mejor piloto, con a la mejor nave y el armamento más avanzado para poner fin a esta terrible invasión… y desde ese momento comienza la guerra.

Y esto es prácticamente todo lo que podremos saber y avanzar en cuanto a la historia dentro del juego, pero bueno… alguien esperaba alguna historia más profunda en un juego de naves… quizás… pero tampoco se le puede recriminar mucho ya que no es algo que influya en la experiencia jugable, como podría ser en otro tipo de juegos.

Super Stardust Delta, nos presenta la experiencia jugable de un juego de naves pero en un escenario orbital, es decir, toda la acción se producirá alrededor de un mismo punto.

El juego nos pondrá al control de una pequeña nave, la cual puede moverse como ya decíamos alrededor de un planeta con total libertad, siendo con ello un escenario infinito. En este deberemos de defendernos de diferentes oleadas de enemigos, las cuales se dividirán en cinco fases por cada nivel, en las cuales al final de cada fase seremos envestidos por un ataque de enemigos especiales, hasta llegar a la quinta fase en la cual deberemos de enfrentarnos a un inmenso gran jefe final del planeta.

En lo que respecta al control, solo se puede decir que funciona a la perfección, y sus niveles de configuración para adaptarlo a nuestros gustos son dignos de cualquier juego de PC.

El control de la nave se realiza mediante el analógico izquierdo, y el control del disparo mediante el analógico derecho, pudiéndonos mover y disparar en 360 grados, además con una reacción y respuesta magnifica. Pero ahí no queda solo la cosa ya que podremos utilizar armas especiales, cambiar de armamento o utilizar un turbo el cual nos haga salir de las situaciones más compleja. Estos los podremos controlar tanto con la pantalla táctil trasera como delantera, como con los gatillos y botones, dándonos gran cantidad de arsenal y de posibilidades de acción, pero que al tener una curva de aprendizaje muy buena conseguiremos ser capaces de utilizarlos sin prácticamente darnos cuenta. Eso si hay que decir que la parte táctil del control no reacciona todo lo bien que se desearía, pero bueno no es muy utilizada y como ya decíamos es re definible.

El juego cuenta con dos modos de juegos, uno en el que tendremos que ir pasando varios planetas (un total de cinco) con su cinco niveles cada uno, para los cuales deberemos haber resuelto el planeta anterior para desbloquearlo. Además de este modo de juego podremos desbloquear unos pequeños minijuegos donde podremos utilizar las capacidades de PsVita como la pantalla táctil delantera y trasera o el giroscopio, y aunque no son tan entretenidos como el otro nivel del juego hay que decir que alargan la vida de este.

En cuanto a la dificultad del juego hay que decir que es alta, eso si la evolución que veremos en nuestro rendimiento y en nuestra capacidades nos llegará a sorprender, ya que la evolución será constante. Eso sí con tal y con eso, es un juego de muchas horas de aprendizaje, ya que unido a la gran cantidad de enemigos que nos encontraremos en pantalla, la poca resistencia de la nave, y sobre todo el tener un numero de vidas asignados a cada planeta, para ser más exacto dos, las cuales una vez gastadas nos hará repetir el planeta al completo desde cero

Pero bueno, no todo será enemigos y muerte, también contaremos con ayudas, items y un sistema de mejoras. A lo largo de cada fase los enemigos al morir nos dejarán unos pequeños ítems los cuales nos harán que nuestra nave tenga mejoras en cuanto a potencia de tiro, nos darán más cantidad de ataques especiales (los cuales son limitados), o nos mejorarán nuestra armadura, etc…

Pasando a hablar de nuestra nave, hay que decir que tendrá varios indicadores en pantalla, los cuales nos dan a conocer diferentes puntos de esta.  En la parte superior izquierda está indicado las vidas que nos quedan y los ataques especiales. En otro lado encontraremos una barra de turbo la cual se rellenará con el tiempo, y por ultimo en la parte inferior derecha, un icono que se irá rellenando a la vez que consigamos puntos y que al rellenarse nos concederá el ítem que marca.

Como ya habéis leído las posibilidades de ataque por nuestra parte son variadas, yendo armado hasta los dientes, ya que la nave poseerá ataques estándar de varios tipos, los cuales afectarán más a algunos enemigos que a otros, y unos ataques especiales los cuales varían entre crear un agujero negro el cual absorba a gran parte de los enemigos en pantalla y por otro lado un ataque con misiles teledirigidos que no rodeará… tremendamente devastadores. Por último aunque no es un arma, tenemos el turbo el cual al pulsarlo nos moveremos a gran velocidad con inmunidad, pudiéndonos traslada a otro lado del planeta y escapar con ello de algunos marrones.  Además si a todos ellos le sumamos la posibilidades de mejoras de potencia y velocidad que os hemos comentado que nos dan, nos encontramos ante una variedad de posibilidades de ataque bastante interesante.

En cuanto a los enemigos, son variados, y a cada nivel que superemos nos iremos encontrando con nuevos y bastante peligrosos enemigos, siendo especialmente destacables los grandes jefes finales de los planetas, los cuales deberemos de analizar su comportamiento para poder acabar con ellos. En lo que respecta a los más comunes existen desde algunos bastante inteligentes a otros como los meteoritos que sencillamente vagan por el espacio.

Por último, aunque no posee modo online, la verdad que una pena porque podría dar mucho de sí al juego, si nos encontraremos con unas tablas de puntuación a nivel mundial, en las cuales podremos entrar ya que cada nivel nos irá reportando una serie de puntos por cada enemigo muerto, velocidad de acabado de fase, etc, cosa que nos hará picarnos con nuestros amigos.

Este apartado como suele ser normal en los juegos de este modo son especialmente delicados a la hora de tratar, ya que es casi más valorable los efectos visuales que lo que es el bloque gráfico en sí, ya que el diseño de cientos y cientos de objetos en pantalla, explotando por doquier, es algo verdaderamente espectacular de ver.

En lo que al diseño de nuestra nave y del resto de enemigos, hay que decir que es correcto y variado, siendo verdaderamente destacable la cantidad de ellos que pueden aparecer en pantalla con una estabilidad en todo momento verdaderamente increíble.

Por otra parte los escenarios, tienen gran profundidad, y se basan en todo momento en un planeta central y un fondo espacial en torno al cual giraremos.

Pero como ya os decimos si tenemos que destacar algo, es la calidad de los efectos luminosos, donde toda clase de explosiones darán un toque verdaderamente espectacular a la acción, además si a ello le unimos el sistema de partículas que flotan por la pantalla, crean un barullo de objetos muy bien logrado.

En definitiva, un apartado gráfico que cumple con crece, y que en el magnífico brillo de la portátil luce con luz propia.

En cuanto al sonido del juego, podemos decir que quizás sea el apartado más flojo. Desde su banda sonora la cual cuenta con temas electrónicos que son demasiado monótonos, hasta sus efectos de sonidos que aunque son contundentes y variados, al ser un juego que contiene tanta cantidad de ellos terminan volviéndose un autentico machaca cerebros, así que lo mejor será dejarlos a un volumen no demasiado estridente.

Super Stardust Delta, es una de las primeras grandes joyas de la Store, el cual nos da cantidad de horas de diversión, entretenidas fases, cantidad de armas y enemigos, y una dificultad muy ajustada, en una evolución de juegos clásicos de naves llevada a las capacidades de las plataformas de hoy en día.

Un juego totalmente recomendable  para todos los públicos, sean o no amantes del género, además el precio irrisorio que tiene, ocho míseros euros, hace que sea totalmente irresistible. Esperemos que la plataforma de descarga se llene de grandes juegos al igual que este divertidísimo Super Stardust Delta.

Pros

  • Tremendamente adictivo
  • El destacable sistema de luces y de partículas
  • La variedad de enemigos y situaciones
  • Un magnifico control
  • Su precio

Contras

  • El sonido llega a cansar
  • Te deja con gana de más y más.

facebooktwittermail
One Comment
  1. Mola el análisis Raul. Si solo es la mitad de divertido que su homónimo de PS3, mejor que no lo pruebe, o me engancharé sin remedio xDD

Deja un comentario