Análisis: Yoshi’s New Island

Cab Analisis 2014 Yoshis New Island

Nos encontramos ante una de esas franquicias provenientes del universo de Super Mario, y que desde hace ya tiempo ha formado parte intensa del catalogo de Nintendo, habiendo encontrando un espacio en el corazoncito de muchos jugadores amantes de las plataformas y de un personaje tan especialmente carismático y simpático como es Yoshi.

Retomamos con este Yoshi’s New Island la saga años después y tras tener ante nosotros todo tipo de versiones en casi todas las consolas de la compañía, desde aquella mítica que pudimos disfrutar en Super Nintendo, hasta esta que por primera vez podremos disfrutar en 3DS.

La historia de este Yoshi’s New Island, nos vuelve a poner de nuevo en el papel de pequeño animalito y todos sus congéneres, los cuales se ven envuelto en la aventura de tener que rescatar a un joven por aquellos momentos Luigi, bajo las riendas de un pequeño por entonces también Mario.

Como norma general dentro de este tipo de juegos, lo que premia es la jugabilidad, que todo funcione correctamente, que todo se controle con suma sencillez, y que jugar a un nuevo Yoshi sea una experiencia tan gratificante como en las anteriores. Esto lo consigue sobradamente la gente de Arzest, pero por desgracia hay un problema, que ya hoy en día no nos conformamos solo con que lo consigan, si no que siempre queremos un poco más. Que nos aporte algo nuevo, que pese a que nos gustaba el Yoshi de hace casi veinte años, queremos que este Yoshi nos vuelva a poner ese punto de ilusión que nos daba esta franquicia, y por desgracia a excepción de pocos puntos no termina de conseguirlo.

Con ello, desde ya queremos que entendáis que nos encontramos ante un juego notable. Un plataforma de esos con un buen terminado que la gente de Nintendo saben hacer como nadie, pero nos deja algo frio en cuanto a esperar nuevas cosas.

Yoshi New img01

Yoshi’s New Island, nos vuelve a traer un mundo donde encontraremos casi medio centenar de fases, divididas por zonas, en las que cada una de ellas tomará una temática que la hará única de las anteriores. Hay que dar a conocer una sensación que hemos tenido, y que cualquiera que haya jugado al de Super Nintendo habrá sentido también, este toma casi de forma calcada algunos diseños de niveles, e incluso podíamos decir que recupera, por lo que si no es por las mejoras visuales nos podríamos pensar que estamos en 1995.

Por otro lado, uno de los puntos que hace diferente este Yoshi Island de los demás juegos de plataformas es el uso que este le da a los huevos de los Yoshi, los cuales son utilizados como armas arrojadizas tanto para defendernos como para resorber puzles. En esta edición en especial se ha incluido un tremendo huevo, el que nos servirá tanto para arrasar la pantalla como para poder bajar a lo más hondo del mar. Una novedad curiosa y divertida, no hay nada como un gran huevo con manchas verdes arrasando todo lo que se encuentra en su camino.

Otro punto a destacar del juego, aunque mejorable en cuanto a su control, son las partes en las que tras pasar por una puerta nuestro amigo Yoshi se transformará en diferentes vehículos como una vagoneta o un submarino entre otros. Ello hace más variada la experiencia, pero su control mediante el giroscopio de la consola no termina de funciona del todo bien, siendo bastante impreciso en muchos momentos… eso sí, no os preocupéis que las fases son cortas. Pero no es lo único que falla respecto al control, ya que nuestro propio personaje es demasiado resbaladizo, y si no nos adecuamos en demasía terminaremos derrapando hacia lo más hondo de un precipicio.

Yoshi New img02

Por otro lado os tenemos que contar que el juego nos llevará unas seis o siete horas pasárnoslo, teniendo una dificultad algo más elevada en ciertos tramos, pero sin ser tampoco algo imposible de completar. Eso sí, la cosa cambia tanto en dificultad como en horas de juego si nos decidimos por recoger todas las flores, monedas rojas y estrellas que podremos ir coleccionando a lo largo del juego, ya que su total recolección será un arduo e incluso algo cansino trabajo por la mala situación de algunas, que una vez no cogidas deberemos repetir la fase desde el principio.

Por último hablaros de dos puntos. Por un lado los enemigos, los cuales son variados y poseen la mecánica predefinida clásica de los juegos de plataformas clásicos. Y por otro lado, la inclusión de un modo de retos multijugador, que podremos disfrutar junto a un amigo con o sin el juego.

A nivel técnico quizás nos encontramos ante uno de los productos más cortos en ciertos apartados dentro del catálogo de juegos creados bajo la batuta de la propia Nintendo.

Visualmente, pese a tener un buen diseño artístico, con ese marcado carácter infantil con toques de dibujo a mano, hay que decir que por el resto se echa en falta un poco más de detalles y de buen hacer, ya que desde los propios personajes que podemos ver en otras franquicias, hasta los bonitos pero bastante simples escenarios, pueden ser bastante mejorables.

Desde el punto de vista sonoro la cosa ya cambia, ya que las melodías clásicas vuelven a sonar pero con ciertos retoques que hacen de estas una delicia de escuchar. Además, la inclusión de todo tipo de sonidos que posee nuestro prota, y todos los personajillos que recorren la isla nos hará esbozar una sonrisa de vez en cuando.

Yoshi New img03

Yoshi’s New Island es un juego plataformero de corte muy clásico, que apenas difiere de lo que ya hemos podido disfrutar en anteriores entregas del carismático personaje. La inclusión de novedades debería haber sido algo mayor, pese a que el juego se disfruta con lo que tiene, pero la falta de sorpresa y una posible mejora en casi todos los apartados no hace que alcance la excelencia que otros productos de Nintendo alcanzan, pese a ello es muy buen juego, que los amantes de las plataformas disfrutarán.

LO MEJOR

-Muy divertido

-El apartado sonoro

-Ciertos puntos del diseño artístico

LO PEOR

-Visualmente es mejorable

-El control debería ser refinado

Valoracion Yoshis New Island

“Nuestra forma de valorar los juegos

facebooktwittermail

Deja un comentario