Hace unos meses probamos en Generación Pixel la SmartBand Nabu X de Razer. Ahora le toca el turno a su hermana mayor, apodada Razer Nabu. La función de una y otra son prácticamente las mismas, diferenciándose pues en su aspecto visual y ergonómico.

Por tanto, con la SmartBand Razer Nabu podremos, a través de su pantalla Oled, estar al tanto de todas las notificaciones que nos lleguen al Smartphone y controlar, a través de una APP, tanto nuestra actividad física como la monitorización del sueño.

ANÁLISIS

Razer Nabu

.

VERSIÓN DISPONIBLE

VARIOS DISPOSITIVOS

VERSIÓN ANALIZADA

VARIOS DISPOSITIVOS

DESARROLLADOR

RAZER

DISTRIBUIDOR

RAZER

.

.

.

VALORACIÓN

7

NUESTRA FORMA DE VALORAR EL HARDWARE

photo1

Como siempre, la presentación de los productos de Razer no tiene rival, no siendo diferente en esta ocasión. La Razer Nabu viene protegida en una caja cuadrada, al estilo de un reloj de pulsera. Además debajo de esta, encontraremos una especie de cajón que habrá de sacar tirando de una solapa en el que encontraremos el cable de carga, un broche para cambiar la dimensión de la pulsera, las instrucciones y las correspondientes pegatinas con el logotipo de la marca.

Al igual que su hermana menor, la smartband Razer Nabu es muy discreta, pero teniendo varias y notables diferencias. Para empezar, vienen en dos tallas S/M y ML, siendo además la pulsera rígida, al estilo de un brazalete, llegando esto a incomodar en demasía, sobre todo cuando se realiza ejercicio, puesto que no se adapta de forma anatómica a la muñeca. Después, esta posee una pantalla Oled, a través de la cual se pueden leer las notificaciones que tenemos: persona que nos llama, contenido de un email o de un whatsapp, hora de alarma, etc. Razer ha dispuesto esta pantalla para que sea colocada en la parte inferior de la muñeca, como pantalla privada, pero puede ser colocada indistintamente en las dos posiciones. Contiene también, de forma diferenciadora, un único botón que sirve para pasar de una pantalla a otra o para eliminar las notificaciones leídas.

Por contra, esta smartband no puede ser sumergida, aunque el fabricante si especifica su resistencia al sudor, la lluvia y las salpicaduras. Además, su batería de polímeros de litio es algo inferior, con una duración máxima de hasta 6 días, que por muy poco uso que se le demos, es complicado pasar de los 4-5 días. Otra diferencia es que viene en un único color, negro por fuera, y verde y negro por dentro.

Nabu x 1

En cuanto a su conectividad, por sincronización inalámbrica Bluetooth, presenta las mismas características: compatible con Android 4.3 o superior, mientras tengan capacidad Bluetooth Low Energy y Iphone a partir del 5 con IOS 8 o superior.

En cuanto a su funcionalidad, esta es completamente igual que la de la smartband Razer Nabu X. Primeramente, la notificación a través de la pantalla de todo lo que llegue a nuestro Smartphone, pudiendo elegir, a través de su APP principal, cuales queremos que se nos notifiquen y cuáles no. Además de la aparición visual, también se nos avisará a través de la vibración graduable. Estas notificaciones podrán ser marcadas como vistas de forma manual con el botón o con un giro de muñeca, cuya eficacia deja que desear.

La segunda función que posee, es la monitorización de la actividad física diaria, pudiendo establecer, a través de la APP, cuales son los objetivos diarios a cumplir. A través de la smartband o del Smartphone iremos viendo cómo marchan nuestros objetivos diarios. Y porque no todo es moverse, también monitoriza nuestro descanso a través de otra APP, tanto la duración del sueño como la calidad del mismo, incluyendo una alarma silenciosa bastante efectiva, que funciona a través de la vibración de la pulsera. Aunque debido a la rigidez de la pulsera, el dormir con ella puesta no es una experiencia del todo agradable.

Nabu x 2

Por último, la smartband de Razer, posee un contenido social. Con un apretón de manos con otra persona que posea una smartband de Razer, sin importan cual, se podrá intercambiar los perfiles sociales. Por supuesto esta opción puede ser desactivada.

NUESTRA OPINIÓN FINAL

Como habéis visto, la diferencia entre las dos smartband Razer Nabu es su aspecto visual y ergonómico, y por supuesto, su precio. En líneas generales no ha sido de nuestro completo agrado, ya que las diferencias que tiene con su hermana menor, a excepción de la pantalla, no la mejoran, ya que esta es completamente rígida, no permite cambiar las fundas, y no puede sumergirse. Aunque por otro lado, la inclusión de la pantalla hace que exista una mayor gama de APP’s para ella, debido al mayor número de posibilidades que la pantalla ofrece, y además hace que no sea necesario coger el Smartphone para leer las notificaciones o para ver el progreso de nuestra actividad física.
Facebooktwitter

Deja un comentario