Simplemente EPICo

Quién diría que una buena relación entre Microsoft y Epic daría sus frutos, y muy buenos frutos. El nacimiento de una saga que marcaría el punto de inflexión en la generación, y que dejaba el camino señalado al resto de compañías.

Gears Of War se convertía de este modo en un nuevo referente técnico y visual, consiguió dejar atrás a muchos otros títulos de gran calibre, dando un nuevo sentido a la palabra “gráficos”.

Epic diseñó el Unreal Engine para ponerlo al servicio de la comunidad, pero como buenos padres de este, ellos han sido los únicos que han exprimido y estrujado este motor hasta sacar la última gota, y lo demostraron dando ese salto imposible hacia Gears Of war 2, la segunda entrega era mejor en todos los sentidos.

Ahora y después de 5 años llega a nuestras casas Gears Of War 3, fin de la saga y uno de los títulos más esperados de los últimos tiempos, ¿Salto imposible? Un carismático Cliff Bleszinski se ha reído en nuestras caras, bendita mofa. Brothers To The End.

Diario de Guerra… Marcus Fénix

Algo está pasando… me encuentro preocupantemente desconcertado, ¿Qué hago en esta celda oscura?, Anya acaba de sacarme de aquí, quiere que la siga… no estoy entendiendo nada de la situación, dice que mi padre me necesita. Ahora que lo pienso, toda esta mierda me recuerda muchísimo a algo, ese día en el que Dom me sacó de aquella prisión y tuvimos que ponernos manos a la obra con el resonador.

Estoy siguiendo a Anya, pero todo desaparece en mi camino, sinceramente ya no se qué pensar. ¿Pero que es todo esto?, estoy en casa, con todo mi escuadrón, eliminando a esas larvas con mi padre presente, no me cuadra, es un mal sueño.

Vuelvo a despertar, el sonido de megafonía me ha traído de nuevo a la realidad, ese angustioso sueño me trae malos recuerdos. Me necesitan arriba, tengo que ir a buscar a mi gente. Aún seguimos sumidos en este montón de mierda flotante, aunque al parecer es un lugar seguro y aquí estamos todos los CGO´s a disposición, pocos a decir verdad, somos una pequeña familia.

De camino a buscar a la tropa me he encontrado un perfil psicológico, y es de Dom, parece que sigue tocado tras lo que vivimos juntos en aquel puto infierno, esas larvas hijas de puta torturaron a María de las maneras más despreciables, no pudimos hacer nada por ella, finalmente Dom hizo lo que tenía que hacer, no cabía otra posibilidad. Hermano, te acompañare siempre.

Acabo de encontrarme a Jack, está hecho pedazos, puede que ese zorro de Baird le este retocando algo, el rubio es un bocazas, pero ahora todos son mi familia al fin y al cabo, además, el es único para estos trabajos. Realmente tengo que admitir que sus fanfarronerías son simpáticas.

Tengo que ver a Anya, que ahora vive esta jodida guerra desde mi misma perspectiva, se ha cansado de estar tras el telón y contaba los días para demostrarme su valía, sinceramente creo que esta más capacitada que nadie para esto, y como extra decir que la veo “especialmente guapa últimamente”.

Acabo de llegar a la habitación de Dom y las pintas no son las más idóneas para luchar, me dá mucha tristeza verlo así, trabajando con el huerto para mantener la cabeza ocupada, aunque creo que eso será positivo para él. Nos acaban de avisar de la llegada de alguien, Anya acaba de nombrar a Prescott, ¿Qué hace ese hijo de puta aquí?, trae un mensaje de mi padre, esta… vivo, ahora todo cambia para mí.

La noticia acaba de perder protagonismo, los lambents andan aquí molestando un poco, hora de trabajar, y no tengo a mi equipo completo, Cole anda por ahí con su escuadrón, siempre confio en él, una estrella del Thrashball tiene dotes suficientes para hacer este trabajo a la perfección. Lleva consigo a Clayton, otro de los hermanos Carmine, esperemos que este no sufra el mismo destino que sus hermanos, aunque la planta que tiene da a entender que pateará culos a base de bien.

Bueno todo esto no ha hecho más que empezar, pero realmente me siento bien así, luchando contra esas malditas larvas pondré fin a su reina, o esa es mi esperanza, de todos modos luchando con mi familia codo con codo esto es otra cosa, Hermanos hasta el final.

Más bestia que nunca

Una mecánica simple nunca fue tan satisfactoria, es la historia viva de Gears Of War, un shooter en tercera persona con sistema de coberturas. Este modelo es el que se implantó en la primera entrega y que sigue intacta en la última, y sinceramente para que vamos a cambiar algo tan bueno.

Los cambios a la hora de la verdad en este juego vienen en las modalidades sorpresa que nos dan opción a disfrutar y esta entrega está minada de novedades.

Como comienzo estelar y base de la pirámide hablamos del modo campaña. Hasta ahora en sus dos anteriores entregas solo había sido posible jugarlo junto a un amigo, ahora en el supuesto broche final nos han dado la opción de compartir esta magnífica historia con tres amigos más, para realizar un cooperativo a cuatro que hará las delicias de los jugadores. La novedad no solo reside aquí, ahora también existe la posibilidad de pasar el modo campaña de un modo más competitivo, denominándose como modo arcade y que presenta puntuaciones por jugador que determinan que combatiente ha trabajado más en el campo de batalla.

El conocido modo horda también tiene su ración de regalos, haceros una idea, ahora estamos hablando del señor Horda 2.0. Modalidad estrella en la segunda entrega que ahora en esta tercera se renueva por completo, ya no basta con eliminar enemigos hasta hartarnos, la cosa se pone seria, por ello dispondremos de un completo arsenal de trampas que podremos colocar en determinadas zonas del mapa ya prefijadas. Estas tramas evitan que locust y compañía tarden algo más en su intento de destriparnos vivos y además podremos mejorarlas consiguiendo dinero durante las oleadas. Por último, y como máxima novedad de esta modalidad un par de palabras… Jefe Final.

En esta ocasión vamos a hablar de una novedad de verdad, algo que no se vio en ninguna entrega de la saga y que realmente sorprende por su entretenido planteamiento, estamos hablando del modo Bestia. Para representar este modo simplemente tenéis que imaginar una horda… desde el bando opuesto, tomando el papel de los grandes personajes de la perspectiva locust como el boomer o el kantus acorazado.

Como colofón final hablaremos del modo por excelencia en esta saga, el on-line y su lavado de cara. Algo tan importante en Gears Of War como el modo en línea tenía que ser tratado con mucho mimo desde las oficinas de Epic, y es que desde la decepción que supuso la segunda entrega ponía a esta tercera entre la espada y la pared, ¿Sería Epic capaz de enmendar su error? Definitvamente sí.

La aparición de una beta privada hizo ver que se estaba tratando a este juego con un cariño máximo cuidando cada detalle, se demostró con la aparición de los servidores dedicados, algo a lo que estamos poco acostumbrados en consola por desgracia. Estos servidores no solo suponen una novedad, suponen a su vez una consecuencia directa donde el jugador sale beneficiado, óptima experiencia online. Por si fuera poco, Gears Of War se ha apuntado al carro de las títulaciones e insignias online, ahora no solo mataras por placer, también lo harás para tirarte el pegote de que eres un experto con la Gnasher, que la gente lo sepa.

Pequeña mención merece también el nuevo armamento disponible para que hagamos estragos en los nuevos mapas multijugador o en campaña. Entre las armas convencionales encontramos la retro lancer, un fusil más efectivo a la par que impreciso; la shawed-off, nueva escopeta recortada capaz de provocar auténticas carnicerías con su doble cañón. En armas pesadas encontramos un nuevo invitado, el excavador, capaz de lanzar un proyectil bajo el suelo para saltar y explotar cuando se aproxima a su objetivo. Ya dentro de las armas de apoyo nos encontramos el one shoot, francotirador que destroza el cuerpo del enemigo de un solo disparo.

Iluminación real

Volver a nombrar el supuesto cambio técnico que causó la saga Gears Of War dentro de esta generación sería caer en el tópico, aunque debemos decir que todo eso es cierto. También se escuchaban palabras que venían no se sabe de dónde, indicando que 360 habría llegado a su techo técnicamente hablando con Gears Of War 2, bien ha quedado demostrado que esas palabras saldrían de algún cómico.

Gears Of War 3 no es una pequeña evolución técnica dentro de la saga, estamos hablando del juego que posiblemente mejor exprima las características del Unreal Engine, motor multiplataforma creado por Epic. No solo se ha plasmado esta mejora a nivel de texturizado o filtros, también se ha hecho en iluminación, que no parece una mejora, realmente parece que estemos hablando de un juego completamente distinto, el nuevo trato de la luz da una vida a los escenarios nunca antes vista y deja ver la categoría del juego que tenemos ante nuestros ojos.

El funcionamiento sigue siendo el mismo, 30 FPS que se mantienen constantes en todo momento, no llegando a percibir si existe alguna caída en alguna situación extrema. El modelado de los personajes y texturizado esta elevado a la máxima potencia, tanto que el juego in-game se ve mejor que los propios videos. El filtro para eliminar los dientes de sierra se ha potenciado, ahora nos costará la vida ver alguna esquina en algún personaje.

Es decir, estamos hablando del juego más bruto del catálogo de Xbox 360, y de los más brutos de todas las plataformas, realmente un trabajo sublime EPIC.

Mad World

Lejos queda aquel video promocional que anunciaba la salida de Gears Of War 1, donde se observaba a Marcus enfrentándose a un Corpser gigante, la gracia de este video residía en su música, cuyo título de la canción era Mad World y que nadie sabe cómo pero marcaría a esta saga para siempre.

Si tan buenas eran las promociones mejor tendría que ser la banda sonora del juego, y realmente en este apartado Gears Of War 3 brilla con una fuerza descomunal, en todo momento tenemos un tipo de música que nos mete completamente en situación, tanto en un tiroteo como en un paseo por las cenizas, absolutamente cualquier circunstacia tiene su ritmo y melodía que nos pone la piel de gallina e incluso nos llega a emocionar.

Mención aparte de toda la parafernalia de la música acompañante, cabe que destaquemos las voces de los personajes, los que auténticamente dan vida a esta historia. No sería lo mismo Gears Of War sin Cole y Baird discutiendo y haciendo gracietas entre ellos, o Dom aconsejando a Marcus para que este posteriormente le mande a paseo. Realmente no son diálogos muy profundos en su gran mayoría, pero es que es algo que va intrínseco a esta saga, las conversaciones desenfadadas nacieron para hacer de este juego lo que es, una auténtica gozada.

Todo llega a su fin

Gears Of War llega a su fin con esta tercera y última entrega que cierra una saga nacida en exclusiva para la consola de Microsoft y que tantos buenos momentos ha dado a sus seguidores.

Las novedades hacen ver al usuario el esfuerzo y confianza que se han depositado en este proyecto que comenzó en el año 2006 con la primera entrega. El equipo Delta ha crecido y madurado junto, han vivido todos los pesares de esta cruenta guerra que no ha llevado más que a la destrucción, veremos si hay luz al final del túnel en el broche final.

Enorme trabajo el de Epic, demostrando una vez más que ellos son los que mejor saben usar su motor para amoldarlo y aclimatarlo a la situación que ellos buscan plasmar en las pantallas, nuestra humilde y sincera enhorabuena desde aquí.

Pros

  • Apartado gráfico y sonoro para el recuerdo.
  • La historia vuelve a dar un salto cualitativo en el argumento.
  • Cooperativo a 4.
  • Broche de oro para una saga de muchos quilates.

Contras

  • Crea adicción.
  • El tiempo que estas gastando en leer esto es tiempo que pierdes en jugar.

Facebooktwitter

14 respuestas a «Análisis: Gears Of War 3»

  1. Pingback: Bitacoras.com
  2. Joder macho…Te van a contrar los de Epic para hacer el diario de la vida de Marcus. Me ha encantado la introducción!! Gran análisis!! Pero…¿ Dónde está el 10 ? ¿ Dónde ? Tenemos que imponer nuestro fanastismo. jejeje

  3. Genial el análisis… y como dice Hamlet… Genial la introducción¡¡ Te lo has currado¡¡

    PD: Le he tenido que dar la pastilla anti fanboy a el Franly 😉

  4. Desde luego, ahora tengo más ganas de probarlo. El GoW 1 y el 2 me encantaron, y no puedo quedarme sin saber como acaba esta peazo historia! Marcus y Dom for presidents!!! xD Genial el análisis Fran!

    PD: Aunque antes tendré que pasarme con Manu los anteriores, para que vaya familiarizándose :p

  5. Ayyy y yo con el juego precintado desde un dia antes de su lanzamiento… y aun no he tenido tiempo de jugarlo, y me da a mi que hasta mediados de noviembre junto a Uncharted 3, nada de nada… ayyy que dura es la vida de la prensa de videojuegos. :emotion:

  6. Lo que te ha tenido que sangrar las muñecas cuando ponías la nota ennnn pelucaaaaaa!!!  😀

    Muy buen análisis tío!!!!!

Deja un comentario