ANÁLISIS: Lords of Xulima

No vamos a negar a estas alturas ya de la vida que cuando le metemos mano a un juego desarrollado en nuestras tierras, nos dejamos querer un poco más, pero siempre con la mayor objetividad posible, ya que por mucho que sea un producto hecho en la Península, no podemos engañar a quienes nos leéis en nuestros análisis. La desarrolladora, ubicada en Madrid, se llama Numantian Games, y han bautizado su primer, y maravilloso, título Lords of Xulima. Lo de maravilloso no va por aquello de adornar ni empatizar con ellos, lo decimos porque la gente de Numantian Games ha empezado con muy bien pie en este mundillo, algo que no suele ser fácil, y aunque tienen que mejorar en los, esperemos, próximos títulos, este inicio ha sido mejor de lo que ellos imaginaron. O eso creemos. Vamos por parte y veamos qué tiene y qué no tiene este Lords of Xulima.

ANÁLISIS

 Lords of Xulima cab

.

VERSIÓN DISPONIBLE

PC

VERSIÓN ANALIZADA

PC

DESARROLLADOR

NUMANTIAN GAMES

DISTRIBUIDOR

NUMANTIAN GAMES

.

.

.

VALORACIÓN

8,5

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

Empezando por la historia, Lords of Xulima ha querido ir directamente al grano. No se han centrado en miles de historias secundarias, aunque las hay, y ojo, que no es un juego lineal para nada, pero no han querido llenar de miles de diálogos y se han centrado en una única historia principal y de manera clara, aunque para ello hay que dedicarle tiempo. Sin contar mucho, seremos Gaulen, y tendremos que restablecer el orden en Xulima, lugar ficticio donde se desarrolla la historia del juego en donde los dioses y humanos han perdido la cálida amistad que les unían.

En Lords of Xulima estamos ante un rpg a tiempo real que profundizaremos en la mecánica de juego. Aquí es donde más puede hacer revivir la nostalgia a aquellos jugadores que manejan el género al dedillo.

analisis Lords of xulima img 001

Lords of Xulima no innova en nada y queremos que quede claro. Bebe de muchos otros títulos, y lo que ha servido de inspiración, ha sido trabajado. No ha cogido un poco de aquí, otro poco de aquello, y lo que salga salió. Lo que los desarrolladores han creído que es lo mejor, o lo que los jugadores deben de revivir, han sido por lo que se han esforzado. Nada ha quedado a medias, y hoy día, es digno de admirar, por aquello de que “quien mucho abarca, poco aprieta”.

Lo primero que hacemos en Lords of Xulima es elegir nuestro equipo de cinco personajes. Podemos seleccionar entre un buen número de clases cada uno con sus características, lo que conlleva un buen número de ventaja y también de inconveniente. Podremos elegir el equipo entero con la misma clase, pero evidentemente, hacer esto puede considerarse como una locura, primero porque hay clases suficientes y atractivas como para variar, y también porque en necesario la unión de todos para avanzar, recuperar y colaborar sobre todo en los combates.

La mecánica principal de Lords of Xulima es la exploración, en la que se incluye descubrir nuevos y posibles nuevos caminos, hablar, ayudar y ejercer funciones de diferentes tipos. Decíamos que no era un juego lineal porque podemos ir libremente por donde queramos, salvo posibles impedimentos, y ser nosotros mismos los que nos demos cuenta de que no estamos en el camino correcto. Nadie nos dirá cómo ir a un lugar determinado, como mucho, dónde está, recordando con otro dicho, que “todos los caminos llevan a Roma”.

analisis Lords of xulima img 002

El tiempo lo irá marcando un reloj en la parte inferior que únicamente se consumirá cuando andemos fuera de los poblados. De esta manera, la recolección de alimentos, o la compra, en su defecto, son esenciales. Es algo a tener muy en cuenta ya que sin esto, las pasaremos realmente cruda en los combates, por lo que no hay que descuidar esta manzanita que indica la comida que queda. Para recuperar la energía, podremos descansar, que consume también tiempo y comida, por lo que no descansemos si estamos con algo menos de nuestra vida al tope, aunque no hay que entrar en un combate con la barra de vida casi vacía porque entonces, estamos vendidos.

El combate es una de las cosas que quienes son los más fieles a este tipo de juego llamará mucho la atención. Estamos ante un combate clásico, en primera persona y el turno de cada personaje y enemigos estará en la parte derecha de la pantalla. Es fundamental aquí la posición de nuestro personaje en la que se encuentra, habiendo cuatro posiciones delanteras, y otras cuatro traseras. Dependerá también además de esto para dañar o no a nuestro enemigo el tipo de arma que tenga equipado nuestro personaje, por lo que es fundamental no ir a lo loco ya que el combate más sencillo puede resultar el más complicado del juego si no hacemos las cosas bien. Quizás esta fórmula hubiera requerido algo más de tiempo y terminar de pulirla al completo, pero cabe a destacar que Lords of Xulima no puede ser criticable por este resultado final. Como en todo juego de rol, además del arma hay que tener en cuenta el tipo de armaduras que usaremos, controlando el peso también. Decir también que el combate puede ser al azar, del que podremos huir con un porcentaje que se nos indicará (o combatir, como deseemos) o veremos a unos enemigos estáticos que se interpondrán en nuestro camino.

analisis Lords of xulima img 003

El control no tiene mayor relevancia, ya que lo haremos todo con el ratón y son unos movimientos predefinidos, ya que haremos click donde queramos que vaya nuestro jugador y este irá siempre y cuando lo dejemos pulsados y cuando tenga el camino despejado puesto que si hay un obstáculo d por medio, seremos nosotros quien le ayudemos a esquivarlo y no lo hará nuestro personaje solo.

La inteligencia artificial de los enemigos en combates responden de manera positiva, ya que por norma general, atacarán a los más débiles o a los que mayor probabilidad de impacto tenga.

La dificultad es relativamente alta y engañosa. Y eso es por las diferentes indicaciones que iremos recibiendo de los enemigos, que no siempre serán fiables, ya que donde quizás pensamos que no lo lograremos, puede ser que sí. Y es importante tenerlo muy presente, aunque ello implique a reintentar varias veces una misma zona. En Lords of Xulima hay que leer y mucho, y el jugador ha de ser consciente de ello para poder avanzar en todo el desarrollo del juego y hacer las cosas bien.

La duración es amplia aunque no tanto como los juegos de este corte. Y no, no es esto una crítica. Podremos terminar Lods of Xulima en unas cincuenta horas aproximadamente, en lo que cabe a destacar la relatividad del tiempo según nos paremos en los diferentes poblados para revisar nuestro equipo, lo que tardemos explorando… etc.

analisis Lords of xulima img 004

Y finalizando, como siempre hacemos hablaremos del apartado técnico del juego. Visualmente, Lords of Xulima presenta unos escenarios en dos dimensiones muy variados y con una estética retro que no es criticable. Numantian Games ha sabido bien usar sus cartas y no ha querido apostar por una superpoducción gráfica y ha optado por un aspecto visual que recuerda los juegos de los noventas (sin el pixelado característico). En aspectos sonoros, sumergirnos por Xulima con esa música de fondo es una delicia, con una variedad que compaña a las mil maravillas en los distintos escenarios.

NUESTRA OPINIÓN FINAL

-

Lords of Xulima ha sido el resultado de un producto que empezó siendo financiado por Kickstarter, y que con las diferentes y variadas opiniones de quienes jugaron a fases tempranas del desarrollo del título, fue intentando ir siempre a mejor. Es un juego cuidado, hecho por personas que seguramente le han dedicado tiempo a este género ya casi extinto en cuanto a mecánicas cuando aún reinaba este tipo de juegos, y que de cierta manera, han sabido plasmarlo de una manera que nosotros por lo menos lo calificamos de notable. No lo decimos porque sean españoles, lo decimos porque después de jugarlo, y siendo este el primer trabajo del estudio, es un juego casi obligado para los amantes del género, con cosas que mejorar, pero que cumple con lo mínimo (y lo supera) exigido por un jugador con cierta experiencia. A nosotros, nos ha gustado y mucho.
-
facebooktwittermail

Deja un comentario