ANÁLISIS: Zenith

Las empresas independientes españolas de videojuego siguen adelante con sus proyectos, y con una buena dosis de buenas ideas, que gracias a distribuirás como Badland Games en su vertiente indie están consiguiendo que sus productos lleguen a todo el mercado con todo lujo de detalles.

En este caso, nos estamos encontrando ante el estudio Infinigon Games, y el rolero juego llamado Zenith que estos días traen a ordenadores y consola. Y el cual, la verdad, cumple pero poco más, ya que pese a las buenas ideas que posee, echamos de menos o sufrimos otras como ya iréis leyendo en las próximas líneas de su análisis.

ANÁLISIS

zenith-cab

.

VERSIÓN DISPONIBLE

PS4 – XBOX ONE – PC

VERSIÓN ANALIZADA

PS4

DESARROLLADOR

INFINIGON GAMES

DISTRIBUIDOR

BADLAND GAMES

.

.

.

VALORACIÓN

5’5

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

A nivel narrativo, nos hemos topado con justamente lo más original y atrayente de todo el juego… su divertidísimo y cachondo guión. Y es que pese a que la historia es interesante e incluso épica, por encima de todo está una forma de narrar todo lo que va pasando de una forma diferente a lo que estamos acostumbrado, ya que los chistes y las palabras mal sonantes quedan perfectamente implementadas en las conversaciones y en un mundo que parece que todo se lo toma a broma.

La poca utilización del humor es algo que habitual en los videojuegos, cosa que por supuesto echamos de menos. Por ello cuando nos encontramos con algo medianamente gracioso lo sabemos valorar.

Entrando en la parte jugable, os tenemos que contar que nos encontramos con una aventura que se mezcla con action-rpg. Es decir… cantidades de enemigos y una parte rolera, que hace que mezclemos los combates y los puzles con esas partes narrativas que nos llevan a pasar un buen rato leyendo, y en este caso soltando alguna risa.

analisis-zenith-img-001

Hay que empezar diciendo que nos encontramos con un mapeado abierto. Donde podremos vagar por él en busca de ciudades y nuevos objetivos cual mundo abierto se tratase. Y donde nos dedicaremos a hacer de recadero o a seguir la graciosa historia principal. Es decir, el concepto básico de cualquier juego de rol sin demasiadas pretensiones, y con la desgracia de encontrarnos normalmente bastante perdidos por culpa de la falta de indicaciones.

Una vez ya frente a los mandos, deciros que nos enfrentamos a un juego con un control bastante tosco, y más cuando el juego tampoco es complejo en cuanto a opciones, ya que todo se centrará en el control de magia, golpeo y defensa, el cual curiosamente viene reflejado en pantalla para mejor entendimiento. Pero por desgracia, y como ya os decimos, no es un juego nada de agradable de manejar, siendo muy impreciso a la hora de atacar, y un poco descompensado en la parte de defensa. Por lo que el combate en general se vuelve bastante tedioso en algunos momentos, ya que no tiene apenas sentido la parte defensiva más allá de la esquiva, y el resto no reacciona bien a nuestras intenciones.

La parte del armamentística es importante en el juego como en cualquier juego del tipo. Solo encontrando que es bastante simple, tanto a nivel de variedad de posibilidades, como en la parte de repetitividad de armamentos. A todo ello hay que unirle el más que triste diseño de menús, donde pese a lo simple se vuelven poco accesible al jugador.

analisis-zenith-img-002

En cuanto al árbol de habilidades es sencillamente correcto. Con las clásicas tres partes hacia las cuales podremos encaminar a nuestro personaje, y así especializarse en algo. Eso sí, siempre en este caso muy centrado en la magia y en los elementos, más que en el ataque cuerpo a cuerpo, o a distancia mediante armamento. Para avanzar en el nos valdremos con los clásicos puntos que nos irá adjudicando el juego a medida que subamos de nivel.

La parte de puzle es una parte bastante simple y accesible. Ya que en la mayoría de los casos serán sencillos acertijos donde la simple colocación de piezas o pulsación de sensores en un orden concreto será suficiente. Pese a ello cumplen, y dan un cambio de aire de vez en cuando.

El juego nos llevará superarlo unas veinte horas, las cuales sufren de altibajos en la dificultad del juego. Especialmente esta es agravante en las primeras horas de juego, donde nos enfrentamos a enemigos muy potentes sin apenas haber entendido el concepto jugable del juego.

Otros puntos bastante oscuros son los largo a la vez de constantes tiempos de carga. Y es que entre las posibles muertes, y los cambios de zonas, podremos llevarnos buenos ratos mirando una simple pantalla de carga con el nombre del juego. Una pena ya que corta mucho el ritmo de juego.

analisis-zenith-img-003

Por último, decir que echamos bastante en falta un mapa y un glosario sobre las misiones y la historia, ya que en muchos lances del juego nos encontraremos bastante perdidos sin saber muy bien qué hacer y a donde ir.

En general… un apartado jugable con demasiado altibajos, que la verdad chafan bastante la experiencia jugable, la cual ya es simple como base, pero que los problemas en muchos puntos la terminan empeorando.

Entramos dentro de una de las partes que más destruye la experiencia de Zenith… la parte técnica, y en especial el apartado gráfico. Y no es por culpa de que este no sea especialmente bonito, lo cual hay que decir que tampoco sobresale pero resulta agrádale. Si no por la gran cantidad de problemas de rendimiento que posee el juego. Especialmente este sufre de unas tremendas caídas de rendimiento en la parte del mapeado principal, cosa que no es de entender porque no es un juego lleno de detalles. A ello, hay que unirle la simpleza del resto de escenarios, las pobres animaciones de los personajes, y esa sensación continua a que estamos jugando a un juego desfasado en el tiempo.

La parte sonora del juego mejora bastante, especialmente en cuanto a las melodías del juego, solo sufriendo que estas suelen ser bastante repetitivas por su corta duración. Por el resto decir, que nos encontramos ante un juego que nos llega con voces en ingles y subtítulos al castellano, los cuales siempre son agradables de disfrutar, y más cuando es un juego que bebe tanto del dialogo y del todo como se dicen las cosas.

 analisis-zenith-img-004

NUESTRA OPINIÓN FINAL

En definitiva. Zenith se nos ha quedado corto, nos ha entristecido, y nos ha dejado con ese sabor de boca de que pudo ser mucho más, pero que por falta de presupuesto o tiempo se han quedado en un producto bastante simple. Le hemos intentado sacar lo mejor del él en este texto, pero la verdad que no es fácil cuando hay goteras por muchos sitios.Os aseguramos que si sois capaces de sopesar todos los problemas de base lo podéis llegar a disfrutar, especialmente de su parte narrativa. Pero nada más que seamos un poco más pedante o perfeccionista seguramente lo que os llevéis es un gran chasco. Dadle una oportunidad si sois de estos primeros que os hemos nombrado, para el resto creemos que hay muchas experiencias mucho mejores.
facebooktwitter
2 comments to “ANÁLISIS: Zenith”
  1. Lo he acabado hace poco y coincidimos en todo. Una pena su rendimiento tan bajo, ausencia de mapa mundi y sus menus simples, aunque la narrativa con esos dialogos cachondos llenos de guiños te haga olvidarte de todo durante un buen rato. Buen análisis Rauliño

  2. Gracias Don Roberto. La verdad que hemos coincidido punto por punto. Es una pena que arruine la experiencia tantos problemas de base. Me he reido en ciertos momentos, pero la verdad es que el juego se sufre. Buen análisis el de vos tb 🙂 Un abrazo¡¡¡¡

Deja un comentario