MICRO ANÁLISIS: Summer in Mara

Llevamos una buena época que la moda de los juegos donde la base de todo es trabajar están muy de moda. Y es que el realizar diferentes mandatos, mecanizar ciertas labores, y ante todo, tener una vida productiva, es algo que se está metiendo constantemente en nuestras cabezas, y desde que se inició este concepto no paran de aparecer nuevas ideas y nuevas aventuras de lo más variadas.

Y justamente este concepto es lo que utilizan el pequeño grupo español de Chibig. Ya que tras la bastante gratificante experiencia que nos hicieron pasar con Deiland, y recopilando mucho de los conceptos que este nos dio, han sacado de su baúl de ideas el juego que me traigo hoy entre mano, Summer in Mara.

Eso sí, por desgracia, la experiencia esta vez no me ha parecido tan correcta, por lo que siento empezar así un análisis que pese a haberlo cogido con muchas ganas, ha terminado por no ser en muchos puntos lo que esperaba. Pese a ello, no me he encontrado con un mal juego, y seguramente much@s vais a disfrutar, así que seguid leyendo estas líneas, y veréis si este se adapta a lo que buscáis.

FICHA DEL PRODUCTO

Fecha de lanzamiento:16-6-2020

Desarrolladora:Chibig

Distribuidora:Evolve

Plataformas:PS4- XONE -PC-SWITCH

Versión Analizada:PC

Idiomas Voces/Texto:NO/ESPAÑOL

Número de jugadores:1

NOTA FINAL

6

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

LA VIDA TRANQUILA DE UNA ISLEÑA

Está claro que tengo que dejar claro, es que cuando llegó a mis manos este Summer is Mara, lo primero que se me pasó por mi mente era el vivir una tranquila experiencia sin ningún sobresalto, y disfrutar de sus soleadas islas, de sus viajes en barco, y ante todo, de interactuar con la buenas y particulares gentes de la zona. Y justamente es lo que me ha dado este juego, pero con muchos matices, que han terminado por hacer de la experiencia algo menos llamativa de lo que yo quería, aunque como os he comentado en la introducción puede que haya mucha gente que pueda sopesar ciertos puntos que no me han terminado de encajar, y con ello tener una experiencia mucho más gratificante.

El juego nos plantea llevar adelante la vida diaria de la protagonista, con todos los trabajos que tenemos que hacer para sentirnos útil en este mundo, pero sin dejar nunca a un lado nuestro plano meramente personal a nivel de descanso y alimentación. Mecánicas en general que todo seguidor de este tipo de juego conoce, y que debemos de gestionar con cierta capacidad para sacar el máximo rendimiento a nuestra vida, cosa que no es un problema, primero porque el juego nos lo explica todo bastante bien y, por otro lado, porque no es un juego exigente a la hora de realizar cada una de estas misiones. Así que disfrutar sin quebraderos de cabeza ha sido muy sencillo.

Por cierto, los trabajos están muy centrados en acércanos mucho al sentimiento de sobrevivir con lo que nos da la naturaleza, llevándonos a sentirnos pescador, agricultor, o leñador, entre otras muchas posibilidades, que nos hagan además la vida mucho más agradable y placentera, ya que estos recursos suponen estar mejor alimentados y tener un hogar mucho más cómodo… y bonito.

Además, deciros que por contenido no va a quedar el juego. Y es que dentro de su amplio mapeado isleño me he encontrado con un sinfín de misiones, con gran cantidad de personajes con los que interactuar y comerciar, y como no, con una cantidad gigantesca de objetos con los que dar la imagen que queramos a nuestra amiga Koa.

Por desgracia, os tengo que hablar del mayor problema que he tenido con el juego, no es tanto de mecánicas, como que la mayoría de las acciones, misiones e interactuaciones eran demasiado sencillas, demasiado monótonas, y no han terminado de hacerme interesarme por ellas, ya que la recompensa y la respuesta a cada uno de estos trabajos no terminaba de hacerme valorado.

Además, el control y la forma de interactuar con los objetos no me ha terminado de encajar del todo bien, ya que me parece algo brusco, y con ello impreciso. Es cierto que me he terminado por acostumbrar, pero una leve mejorar y regulación de este hubiese hecho de la experiencia algo mucho más agradable.

Por último, os tengo que hablar de su historia. La cual, sin ser especialmente llamativa, si nos mete bastante en contexto, nos deja claro el universo que nos rodea, y nos lleva a conocer con cierta profundidad a la joven protagonista Koa, y a una historia de valores y amor por la tierra que nos rodea. Eso sí, esta se termina diluyendo y dejando de tener importancia, y por lo que nos llevará a evolucionar a nuestro aire por este universo.

UN APACIBLE APARTADO TÉCNICO

Por lo que se refiere a la parte técnica, y para ser más exacto en la parte gráfica, he tenido un buen número de sentimientos encontrados. Y es que el juego posee un bonito apartado artístico, con unos preciosos entornos, unos coloridos muy bonitos, y un diseño de personajes original. Pero claro…es fijarme de cerca y con detalles a lo que potencial gráfico se refiere, y se le termina por ver bastante las costuras. Y es que choca bastante la simpleza de las animaciones y ciertos diseños, tanto de objetos como de personajes, cosa que no tapa la belleza del juego, pero que si da un carácter algo más pobre y atrasado a este apartado respecto a los portentos que vemos actualmente.

Entrando en la parte sonora, comentaros que es de los puntos que más me han gustado. Y es que me parece que la ambientación está bastante bien conseguida, a lo que hay que unirle una banda sonora que me ha parecido muy adecuada para una experiencia tranquila y placentera como quiere que experimentemos este juego.

A todo ello hay que unirle además que el juego nos llega con texto al castellano, cosa que era de esperar siendo el estudio de donde es.

NUESTRA OPINIÓN FINAL

En definitiva y, en resumen, deciros que Summer in Mara me parece un juego interesante, con buenas ideas, muy agradable de jugar y disfrutar, y con mucho cariño hacia el jugador y el mundo que rodea a nuestra amiga Koa.

Un juego que me parece bien para aquellos que quieran iniciarse en este tipo conceptual de productos. Y es que es bonito y sencillo de encontrar suficientes motivaciones para disfrutarlo y sentirse satisfecho con lo que nos aporta. Para el resto de jugadores que tengan ya experiencia con ellos puede que se le quede corto o incluso que le pueda resultar demasiado simple y monótono.

Espero con ganas el próximo juego del estudio, ya que las ideas las tienen, los conceptos son claros, pero le falta ese empuje seguramente económico que los pueda hacer crecer en valores de producción.

Código digital proporcionado por Evolve PR

Facebooktwitter