Llevamos desde hace ya mucho tiempo recibiendo a cuentagotas, pero con una calidad más que notoria juegos en primera persona donde se deja un lado la acción y los disparos, para ponernos pensar, hacednos comer la cabeza, y disfrutar de experiencias mucho más pausadas y contemplativas que como costumbre tiene esta perspectiva.

Y justamente es a eso a lo que me enfrento hoy. Y es que el estudio patrio Mighty Polygon ha sacado a la luz este interesante Relicta, para conseguir aportar su granito de arena a un concepto que tanto nos gusta, y llenarlo de ideas más que interesante con a continuación os voy a destripar.

Fecha de lanzamiento: 4 AGOSTO 2020
Desarrolladora: Mighty Polygon
Distribuidora: Mighty Polygon
Plataformas: PC – PS4 – XBOX ONE
Versión Analizada: PS4
Idiomas Voces/Texto: INGLÉS/ESPAÑOL
Número de jugadores: 1

NOTA: 7’8

Lo primero es dejaros claro, aunque ya os lo he hecho leer en la introducción, que os vais a encontrar con un juego de puzles, donde la gravedad, los poderes magnéticos, y el juego con físicas va a ser la principal baza para superar cada uno de los escollos con lo que nos vamos a topar en este juego en primera persona que nos traslada a la Luna.

La verdad que la mayoría de mecánicas y de resoluciones, serán más que conocidas si eres un seguidor de este tipo de juego, por lo que por desgracia esta falta quizás de novedades es lo que puede que choque más al jugador que busque algo diferente. Y es que trasladar objetos, pulsar interruptores, o activar plataformas será algo que nos resulta muy familiar, y que es cierto que realiza la mar de bien este Relicta.

Eso sí, hay que reconocer que cuando uno empieza a profundizar en este, mezclar los diferentes poderes, y ver como las salas y puzles fluyen uno detrás del otro, uno se motiva mucho. Y es que ciertamente es divertido ver como se pueden utilizar poderes tan divertidos y curiosos como los que nos plantea, y la mezcla de ellos hasta donde nos puede llevar. Y es que todo se basa en ellos, y los cuales os voy a describir un poco mejor.

Uno de ellos es el sistema de magnetismos, con el que podremos cambiar los polos de los diferentes objetos. Por lo que la capacidad de que se atraigan entre ellos o se repelan será muy curiosa. Y la cual se podrá utilizar de variadas maneras, junto siempre a los poderosos campos de fuerzas, donde los colores y las áreas de influencia serán el punto de referencia a tener en cuenta para su mejor uso.

Además, a estos hay que unirle otro de los poderes gravitacionales, que nos permite varias todas las leyes de la física que estamos acostumbrados, y que viene genial para llegar a zonas que parecían imposible alcanzar en condiciones gravitacionales normales.

En definitiva, un compendio de poderes donde los conceptos del movimiento, la impulsión, o incluso de la movilidad, se entremezclarán para dar unas posibilidades casi infinitas, que nos llevara superar incluso puzle a base de reacciones que ni esperábamos.

A nivel de dificultad, me ha gustado mucho especialmente la muy progresiva evolución en el aprendizaje que se ha implementado, la cual nos llevará sin prisa, pero sin pausa, por una gran variedad de posibilidades y mecánicas que bien mezcladas y planteadas nos permitirán resolver creativos y originales puzles. Es cierto que en contadas ocasiones hay algún repunte un poco sin sentido, pero ya os digo que la tónica es que seamos capaz de superarlo con lo que ya sabemos.

Es muy interesante como se ha planteado a nivel narrativo. Y es que nos traslada a la Luna, como ha os he dicho, en el año 2120. Una Luna bastante diferente a la que conocemos hoy en día, donde los humanos se encontraran como en casa, y en la que tomamos el papel de una científica llamada Angelica, para meternos de lleno en una intrigante trama, que sin ser nada del otro mundo, si consigue mantenerte en tensión y con ganas de saber mucho más de lo que sucede, porque sucede, y hacía donde nos quiere llevar. La verdad que bastante curiosa dentro de encontrarnos dentro de un juego de puzles. Y que puede llevar a darnos casi una quincena de horas de juego, dependiendo siempre de nuestra habilidad y capacidad de raciocinio.

En lo que se refiere a la parte técnica, hay que decir que el juego destaca especialmente por su ambientación, por el buen trabajo a la hora de dar vida esta nueva Luna, y ante todo por haber trabajado tan bien el sistema de físicas. Por el resto es un juego que se ve bastante bien, pero no sobresale por nada que no haya visto hasta ahora en un juego de este tipo. Y, por otro lado, la parte sonora, más allá de esa ambientación, tampoco destaca, aunque ciertamente está bastante bien implementada.

Por cierto, el juego llega con voces en inglés y textos en nuestro idioma, cosa que siempre agradecemos, y más viniendo de un estudio español.

Para concluir, solo me queda deciros que Relicta es una más que grata experiencia en este universo de los puzles en primera persona, donde las físicas y poderes de control de ellas lo son todo. Y es que el juego lo hace todo bastante bien, tiene un diseño muy notorio, y sus puzles son bastante inteligente. La única pega, es que no termina de sorprender en casi nada, y pude que los grandes fans del género choquen contra lo mismo que les ha ofrecido otros juegos.

Pese a ello, os insto a que le echéis un vistazo, que los disfrutéis, y que consigáis disfrutad de una más que grata sorpresa que seguramente abra muchas puertas a este estudio, y pronto veamos nuevos y tan notorios juegos de su parte tras este Relicta.

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

Código digital proporcionado por Koch Media

Facebooktwitter