En la temporada pasada los chicos franceses de Cyanide Studios, nos trajeron una nueva propuesta sobre el deporte del ciclismo a los videojuegos, más allá de su ya clásico y notable manager.

En este juego, nuestra misión era meternos de lleno en el papel de un ciclista, y hacer de él un personaje al que manejar como si de una carrera de coches o motos se tratase, y la verdad, aunque la idea era buena, no terminó de funcionar del todo bien. Pero más allá de asustarse por las críticas, se han puesto las pilas y se han dedicado a trabajar en lo que la temporada pasada fallaron, y su resolución con este Le Tour de France 2013 ha sido más que satisfactoria.

Así que pasad y leed este análisis, ya que las mejoras son interesantes, y hacen dar un gran paso adelante a esta deportiva franquicia.

JUGABILIDAD

Como ya os comentamos, nos encontramos ante un simulador de ciclismo, dejando de lado la parte estratégica y de gestión que nos tienen acostumbrado con el otro producto de ciclismo de la casa. Eso sí, con alguna reminiscencia justa que le va que ni pintado para mejorar la experiencia, y hacerla con ella más realista.

Lo primero que veremos al entrar al juego será el cambio en cuando a los menús que ha sufrido, siendo todo mucho más funcional que en la anterior edición. Una vez familiarizado con ellos, veremos las posibilidades que nos da el juego en lo que a modos se refiere, los cuales se reduce a poca cosa; carreras sueltas o participar en el Tour. Lo cual se nos antoja corto.

Pero la cosa cambia cuando vemos lo que nos espera después…

Ya que la falta de modos, se ha suplido con una mejora sustancial en dos aspectos fundamentales del juego; el control y las etapas propiamente dichas.

En lo que respecta a las etapas, nos encontramos que aparte de poder escoger cuales participar dentro del modo Tour, también podremos por fin realizarlas de principio a fin. Dejando atrás lo que tuvimos que vivir en la anterior entrega con solo poder jugar los momentos que a los programadores bien les vinieron en ganas. Eso sí, para los ansiosos en terminar las etapas o partes más aburridas, podremos rebobinar la carrera para que estas partes pasen antes.

El control del juego es quizás unas de las cosas que más han mejorado respecto a la anterior versión, pasando de ser un juego casi mecánico, a un mayor control sobre nuestro ciclista y sobre todo lo que nos rodea. Ahora si nos meteremos de lleno en el papel del corredor, y nos dejaremos de la extraña experiencia de pulsaciones de botones que tenía el anterior.

Con esta mejora en el control, se ha transformado en un juego verdaderamente entretenido y divertido. Controlaremos los tempos de la carrera, cuando queremos esforzarnos, cuando queremos descansar, cuando queremos comer e incluso cuando queremos cambiar el desarrollo de la bicicleta para ir más cómodo en nuestro pedaleo. Como ya os decíamos… una experiencia mucho más real.

Otra de las cosas que han sido mejoradas, es la interacción con nuestro equipo. Pudiendo además de meternos en el papel del corredor que queramos, el poder dar órdenes diferentes, que nos llevan desde pedir ayudar, hacer que nuestro equipo tire del pelotón o el organizar un ataque entre otras muchas. Por desgracia la IA no es todo lo inteligente que era de esperar, pero todo no puede ser perfecto.

El juego cuenta con todas las licencias oficiales tanto de los equipos como de los ciclistas, así que meternos en el papel de Contador, Rodríguez o Valverde. Además, el recorrido como es de esperar, será el que este año podremos disfrutar en la carrera francesa. Así que un producto perfecto para aficionados a este durísimo deporte.

Antes de terminar no podemos dejar de lado el modo multijugador. Este lo podremos compartir de forma local con otro jugador a pantalla partida, siendo una alternativa muy divertida y original, que nos puede hacer pasas un buen rato en compañía de otro aficionado al ciclismo.

APARTADO TÉCNICO

Entramos en uno de los apartados más escabrosos del juego. Ya que nos volvemos a topar, como ya pasara en la anterior entrega, con un apartado visual y sonoro bastante regular. Siendo en algunos momentos bastante sangrante como ciertos fallos salen a la luz. Y todo contando que las mejoras en ambos apartados han sido muchas respecto a la anterior edición.

En primer lugar tenemos que tratar el apartado gráfico. Este posee un diseño tanto de escenarios como de personajes y vehículos demasiado justo en todos sus puntos. Con animaciones toscas y poco creíbles, y con deficiencias visuales, como la aparición de objetos por generación espontánea en pantalla, cosa que a día de hoy queda horrible.

En cuanto a las mejoras notorias os tenemos que hablar de dos puntos. Por un lado las texturas, las cuales han mejorado bastante respecto a la anterior edición, dándoles un toque más creíble en especial a los ciclistas. Y por otro lado, el interface, el cual pasa a ser más minimalista y accesible por su mejor diseño.

En lo que al sonido se refiere, vuelve a ser bastante normal, tirando a flojo, ya que más allá de los sonidos de ambiente y el público, solo se han incluido otros efectos como puede ser los de la respiración del corredor. Poco y pobre, pero del cual tampoco pediremos mucho más ya que es una tipología de juego muy especial.

NUESTRA OPINIÓN FINAL

Cyanide ha escuchado las críticas y proposiciones, tanto del público como de la prensa, ha tomado nota, y la ha implementado en esta edición del 2013 de su juego. Consiguiendo con ello una increíble mejora a nivel jugable. Haciendo de este un juego divertido y completo a la vez, que solo desentona por su más que mediocre apartado técnico.

Sin lugar a duda una compra obligada para los amantes del ciclismo que quieran meterse en el papel de uno de sus ídolos de los pedales.

LO MEJOR

-Las grandes mejoras en su control

-Poder jugar las etapas al completo

-La interacción con el equipo

LO PEOR

-Su apartado técnico

“Nuestra forma de valorar los juegos

Facebooktwitter

Deja una respuesta