ANÁLISIS: No Man’s Sky

Una de las apuestas más innovadoras de los últimos años ha llegado por fin a todos nosotros. Y es que tantísimas vueltas se le ha dado al proyecto, tantísimas vueltas se le ha dado a su lanzamiento, y ante todo, tantísimas vueltas se le ha dado al concepto base del juego, que hemos llegado con un batiburrillo de ideas al día de su lanzamiento que parece ser que nadie ha terminado por acabar de estar a gusto con tan inquietante y alocado proyecto.

Y es que es de entender que la campaña de marketing desde su anuncio no ha sido la mejor llevada, incluso no sabiendo en muchos casos si nos encontrábamos ante un independiente proyecto de la mano de Hello Games o de una mega producción con todo el dinero del mundo puesto por parte de Sony.

Tan solo deciros por tanto, que al final nos hemos encontrando con algo que no llega a saciar nuestras mayores expectativas y masturbaciones mentales, pero que por otro lado sorprende y nos deja con esa sensación de pudo ser mucho más. Así que entended que este análisis es tan especial a la vez que confuso que las propias sensaciones que nos ha dejado este No Man’s Sky tras haberlo manipulado durante muchas horas son algo que tardaremos en digerir.

ANÁLISIS

no mans sky cab

.

VERSIÓN DISPONIBLE

PS4 – PC

VERSIÓN ANALIZADA

PS4 – PC

DESARROLLADOR

HELLO GAMES

DISTRIBUIDOR

SONY

.

.

.

VALORACIÓN

7

NUESTRA FORMA DE VALORAR LOS JUEGOS

Como punto inicial tenemos que dejaros claro que no nos enfrentamos a una odisea galáctica, ni mucho menos una historia espacial clásica… y es que Hello Games nos ha dejado casi al libre albedrio narrativo. Ya que nos encontramos ante una de esas aventuras que miles de historias y momentos únicos llevaremos a nuestras tertulias gamers cuando comencemos a hablar del juego.

Así que olvidaros de intensidad narrativa, aquí todo lo cuenta la experiencia, lo cuenta nuestra forma de tratar las situaciones, y ante todo, lo cuenta ese universo procedural que terminará dándonos toda clase de situaciones naturales, ambientales e incluso psicológicas.

Una vez dentro del juego, más allá de escoger entre una vertiente guiada u otra vertiente de libre albedrío. Nos encontraremos en medio de un planeta generado como bien sabéis al azar, con una serie de objetivos básicos que se centran casi en exclusividad en la constante de recolección para así reparar o mejorar nuestro equipo. Así que preparaos para estar horas y horas vagando por anchos y bastos planetas con en simple fin de encontrar un buen yacimiento de hierro.

analisis no mans sky img 002

Así que entendido el concepto básico de No Man’S Sky, solo nos queda que comprendáis que no nos encontramos ante un juego de acción, si no que nos encontramos con una experiencias más cercana a los simuladores de andar con un toque de supervivencia. Así que sentaos ante la consola con mucha tranquilidad y sosiego, ya que las horas se nos pasarán entre viajes espaciales y caminatas por paisajes de lo más variopintos, si ninguna pizca de acción, y con la simple misión de recolectar todo tipo de elementos y objetos, para que posteriormente los utilicemos, como ya hemos dicho, para mejorar nuestro equipo personal o de la nave, o para seguir adelante en nuestra aventura espacial hacía otro planeta.

De alabar para toda esta gestión y recolección, es el buen trabajo que han realizado con los menús del juego, donde todo estará colocado de forma muy accesible. Solo siendo algo relevante para mal, y que muchas quejas hemos encontrado, es que en un interface de un juego de tanta recolección este posea tan pocos huecos de inventario.

Por desgracia, hay que decir que el juego se nos ha terminado volviendo excesivamente monótono. Y es que tras unos primeros lentos paseos, y un avance posterior más acelerado, termínanos encontrándonos en una espiral constante de realizar una y mil veces las mismas acciones, con el único fin de llegar al centro del universo. Un fin que dependerá más del combustible de la nave, que de la propia mejora de nuestro personaje o de nosotros mismo como jugadores. Además, esa falta de un objetivo, más allá que uno global muy a largo plazo, termina haciendo que la aventura sea sencillamente saltar de planeta en planeta sin dejar el más mínimo ápice de creatividad a nuestro maltrecho cerebro.

analisis no mans sky img 001

El control pasa por dos vertientes muy bien diferenciadas. Por un lado, la correcta adaptación tanto a nivel de control del personaje cuando está en tierra y en el interface, y por otro lado la parte de la nave, donde de simple y tosco que es sus movimientos quizás sea donde lo pasemos peor. Y más cuando el control de esta última tiene cero interés, ya que desde no chocarnos con un meteorito hasta aterrizar, se produce de manera automática… vamos, que es imposible hacerlo por uno mismo.

Como ya os imagináis, uno de los puntos importantísimos del juego es la vida animal, vegetal e incluso inteligente que nos iremos encontrando en cada planeta, y la cual tras un buen análisis con nuestros escáner terminará por convertir cada planeta y cada especie en un caso especial y único que harán tenernos que plantear cada situación en cada planeta de una forma relativamente diferente, sobre todo por el miedo a morir, o al no encontrar un material que necesitamos para seguir avanzando en nuestra misión principal.

Mención especialmente destacable, y que lo mismo no queréis saber, es la interesante posibilidad de descifrar un dialecto a nivel galáctico, que mediante seres y grandes piedras iremos desencriptando palabra por palabra hasta que tras muchas horas nos sea casi inteligible.

No Man’s Sky, nos puede llevar decenas de horas, dependiendo todo con la parsimonia que nos tomemos este estelar viaje. Y es que disfrutar de las sensaciones que nos llegan una vez que aterrizamos en un planeta son únicas, pero que por desgracia terminarán siendo tras esos primeros minutos de meditación y adaptación al planeta, una mera repetición tras repetición.

analisis no mans sky img 004

Y es que la cosa no queda ahí, y tras visitar muchísimos planetas, nos hemos terminado dando cuenta que entre todos ellos hay una serie de puntos muy similares. Y es que si se diferencian en su forma meramente estética, pero cuando tenemos que hablar de localizaciones y lugares varios, terminamos encontrando exactamente los mismos en cada planeta. Una de las grandes lacras por la que el juego se termina volviendo muy monótono. Y que ese multijugador que tenían prometido y que fue tapado con una simple pegatina hubiese venido genial.

Por el resto, poco mas podemos hablar de la experiencia jugable que es No Man’s Sky, ya que como decimos nadie tendrá dos partidas totalmente iguales, pero por desgracia si realizarán justamente los mismos pasos dentro de un cuadro distinto.

Mucho podemos criticar la parte jugable, pero si no hay duda que es tremendamente especial es en la parte técnica del juego. Y es que se ve que se ha puesto cariño tanto en la parte gráfica como sonora.

Empezando por la parte gráfica os tenemos que decir que el diseño artístico del juego es verdaderamente destacable, sobre todo el increíble uso de las paletas de colores que se ha hecho para dar ese toque de diferenciación a cada planeta y especie con la que nos toparemos. Además, el diseño de los planetas es muy interesante y variado, e incluso los seres y plantas son destacables (si no hablamos de sus ortopédicas animaciones), creándose en cada lugar un cuadro natural que es una autentica delicia, y más cuando eso se ha generado de forma aleatoria… increíble.

Eso sí, nos encontramos con otros puntos que si son mucho más dañinos, como puede ser algún que otro bug que nos dejan un poco tocados, como pueden ser; seres que se bloquean, salidas del juego, y algunas bajadas de frame en momentos puntuales. Y eso es en la versión de PS4. En la versión PC mejor no decir nada, ya que la optimización deja mucho que desear. Esperemos, y sabemos que lo harán, actualicen las dos versiones lo antes posible.

Por otro lado la parte de audio es otro de los grandes logros que posee el juego. Y es que la increíble ambientación es capaz de sumergirnos  de lleno en cada planeta que vayamos pasando, ya que desde el simple sonido de nuestras pisadas hasta el rugir de los animales es una autentica delicia para nuestros inmersión sensoria.

Además, todo es engalanado con un muy buen trabajo en la parte musical, donde disfrutaremos de una buena dosis de canciones instrumentales, que se hará una buena compañía en nuestro divagar por la galaxia.

Por último, deciros que el juego nos llega totalmente doblado y traducido a nuestro idioma, cosa que siempre es de agradecer, y más cuando es un tan buen trabajo como este.

analisis no mans sky img 003

NUESTRA OPINIÓN FINAL

Para concluir. Ya solo nos queda terminar dando nuestra más sentida tristeza valorativa, dentro de un juego que teníamos puestas toda nuestra esperanza y sueños por encontrar algo que revolucionase el mercado. Y la verdad que más allá del concepto inicial y de su parte técnica, nos hemos terminado encontrando ante un juego muy monótono e incluso a momentos algo aburrido, que si es cierto que todo el mundo debe jugar por cosas que nos aporta.

Por ello, hay que advertir a que esas ansias por la revolución hay que tomárselas con calma, y entender que se le pedía mucho y tanta utopía conceptual era algo fuera de la época en la que vivimos. Esperemos que en un futuro haya juegos que cojan el concepto jugable de No Man’S Sky, y sean capaces de llevarlo un poco más allá, cosa que ya hizo nuestra imaginación, pero que la cruda realidad nos ha hecho expulsar de ella.

Facebooktwitter

Deja un comentario