Cuando se anuncio por primera vez Kingdoms Of Amalur: Reckoning no sabíamos exactamente lo que iba a ser, ya que únicamente nos mostraron una pequeña batalla con una cinemática de gran calidad. Muchas son las ferias de videojuegos por donde ha pasado la desarrolladora Big Huge Games, mostrando el gran potencial que iba a tener el juego.

Big Huge Games siempre tuvo en su cabeza a Skyrim, ya que tenía miedo de la actitud que iban a tener los jugadores ante Amalur, comparándolo siempre con el juego de Bethesda. Esta claro que los meses que los  separan son solo dos, y Skyrim sigue en la mente de los jugadores, pero hay que admitir que lo que han realizado Big Huge Games es un intento de crear su propio mundo y diferenciarse en según qué características de su rival. Electronic Arts dio una gran oportunidad a esta desarrolladora para crear un mundo nuevo con la ayuda del escritor R.A. Salvatore, teniendo a sus espaldas el éxito de Reinos Olvidados, creando un mundo con mil posibilidades a su alrededor.

También nos encontramos dirigiendo al proyecto, Ken Rolston, ex de Bethesda que estuvo de diseñador jefe en Morrowind y Oblivion. Por lo que nos encontraremos multitud de mazmorras, misiones variadas, profesiones y un gran surtido de características que mejor será que os lo explique a continuación antes de que me digan algo.

Una de las cosas que más sorprenderán a los jugadores es que el juego comenzara con nuestro héroe muerto. Dos pequeños gnomos nos llevan en una carretilla tapado con una sabana,por lo que nuestro aspecto es algo incierto ya que no saben exactamente lo que somos hasta que empiezan a observarnos, es en este momento cuando creamos a nuestro personaje. Una vez llegan a su destino los dos gnomos nos lanzan a una pila de cadáveres y es aquí, en este mismo momento, cuando resucitamos de entre los muertos.

Nos despertamos sin recuerdos, sin saber nuestro pasado y como hemos llegado hasta allí. A partir de este momento es cuando empieza nuestra aventura, pero lo que iremos descubriendo se irá poniendo más interesante, ya que las criaturas de Amalur tienen un futuro oscuro y un final bastante cruel, pero tras haber resucitado, hemos contradicho al inmutable destino, por lo que estará bajo nuestra responsabilidad cambiarlo.

Cuando empecemos a dar los primeros pasos en el mundo de Amalur, querremos descubrir los misterios de nuestra resurrección, mostrándonos un mundo lleno de posibilidades a nuestro alrededor.  Una vez nos ponemos en orden y sabemos donde nos encontramos empezaremos a saborear el sistema de combate que nos han brindado los chicos de Big Huge Games y hay que admitir que es directo, sin complicaciones, tirando a un sistema muy parecido a un hack’n’slash que hará las delicias de los jugadores.  El control es bastante intuitivo, dando libertad al jugador de tomar sus decisiones en el combate, por lo que en Xbox 360 tendremos el botón X para atacar, A para esprintar, Y para usar el arma secundaria, los gatillos para bloquear y uso de habilidades especiales, ya sin contar con los LB y RB para un acceso al menú rápido y ponerte en modo sigilo.

Los personajes en si están creados con algo de mimo, teniendo una personalización bastante decente. Tendremos a nuestra disposición cuatro razas: almain, varani, ljosalfar y dakkalfar. Cada una de ellas tendrá una serie de aptitudes que beneficiara al jugador dependiendo de lo que más le guste, aunque no serán decisivas. En la personalización decidiremos el nombre, aspecto y sexo, pero si al final no acabáis contentos con el resultado lo podréis cambiar  a través de una serie de cristales.

Una vez salimos al mundo de Amalur nos encontraremos multitud de misiones con las que entretener al jugador. Sinceramente y desde mi más sincera opinión, hay muchísimas misiones secundarias que harán en algún momento hacer perder al jugador el hilo principal de la historia, ya que cada una de las regiones posee multitud de personajes que nos propondrán realizar una serie de tareas, ya sea ir a recoger algún objeto, destruir una serie de bestias o directamente buscar algún ser perdido. La parte negativa de esto, es que al final se acaban repitiendo demasiado, pero aún así vienen bien para desconectar un poco de la misión principal y de paso, aumentar las horas de juego, ya que de por si se puede acabar la misión principal en unas 25 horas.

También nos encontraremos gremios (facciones) en muchos de los territorios, por lo que cada una de ellas tendrá cadenas de misiones bastante largas y con su propia historia, por lo que recomiendo enormemente intentar superarlas todas.

Os quiero dar a entender que el juego posee muchas posibilidades en el tema de duración ya que como veis hay multitud de secundarias y misiones de gremios. Ya si os queréis desviar un poco más del tema, podéis dedicaros a experimentar con las profesiones disponibles en Amalur, ya sea herrero, alquimista o creador de gemas. Pero necesitareis una serie de recetas para hacer pociones, diferentes tipos de objetos para crear armas, armaduras o directamente cristales para las gemas, pero que más o menos los podréis ir obteniendo mientras exploráis los terrenos o hacéis misiones.

El inventario es bastante reducido, manteniendo un límite de  objetos, pero que luego se pueden ampliar con una serie de bolsas, aunque no con una cantidad bastante elevada. Nuestro personaje ira evolucionando gracias a unas tres tablas de talentos que iremos rellenando en cada subida de nivel y que gracias a ella dotaremos de fuerza a nuestro personaje. En total tendremos un tope de 40 niveles, por lo que no os será tan fácil llegar a ese límite.

Alrededor del mundo hay una serie de “piedras del saber” es decir, una serie de piedras coleccionables que nos narran historias de Amalur. Son difíciles de conseguir, pero si os gusta explorar las encontrareis en cualquier rincón o mismamente en una explanada.

Si os asustáis a la hora de observar el mundo de Amalur, no os preocupéis, ya que han añadido un sistema de viaje rápido bastante interesante, por lo que cada ciudad, cueva, mazmorra y castillo se marcara en el mapa una vez la exploremos, por lo que una vez abrimos el mapeado y pinchamos en alguno de los lugares, se nos dará la opción de colocarnos allí directamente. Por una parte se agradece este sistema, más que nada para los que no les gusta explorar todo o solo quieren realizar la misión y volver a la ciudad rápidamente.

Las armas y las armaduras que nos encontraremos serán bastante variadas, diferenciándose por colores para saber cuáles son normales, raras o únicas, ya depende de cómo hayáis llevado vuestro personaje decidiréis entre unas u otras, ya sea por poder, magia o pericia. Las armas variaran entre báculos, espadas, mandobles, dagas, espadas fae y arcos. Depende de a que nos especialicemos, tendremos una velocidad de ataque bastante buena o no, por lo que siendo experto en dagas seremos agiles, si al contrario nos especializamos en hechizos los báculos y mantener una buena distancia serán recomendables y si ya nos da por usar la espada, dependiendo del tamaño que tenga, tendremos un ataque lento o rápido.

 

Al ser un mundo tan amplio, los chicos de Big Huge Games lo han querido dotar de vida. Nos encontraremos parajes de lo más espectaculares y que nos dejaran con la boca abierta, por lo que artísticamente no se les reprocharía nada la verdad, habría que aplaudirles. Graficamente tiene un estilo parecido al visto en las últimas expansiones de World Of Warcraft, ya que también nos encontraremos con ciclos de día y noche que cambiaran completamente las regiones y ya de paso las funciones de los npcs, por lo que no los veremos siempre haciendo lo mismo.

Una de las pegas que si les pondría es la poca inexpresividad que han puesto en los personajes, ya que no transmiten ninguna emoción o sentimiento, siendo completamente estáticos en cualquier situación y ya de paso nuestro personaje tampoco ayuda al ser mudo, pero podían haber cuidado más esta parte.

Los efectos en las armas y los hechizos están muy cuidados, dotando de espectacularidad a los combates.

Las ciudades y las mazmorras tienden a repetirse a menudo, por lo que al final se hacen bastante repetitivas, hubiese estado bien darles algo de variedad y modificar los diseños.

La iluminación es de notable, tanto en las armas como en los parajes, ya que gracias al buen uso que hace de ellas el juego, se muestran espectaculares tal y como os mencione antes.

En el apartado sonoro, nos encontramos al compositor Grant Kirkhope , al que ha regalado buenísimas melodías en muchos juegos de Rare como Goldeneye o Perfect Dark. Las melodías varían en según que territorio nos encontremos y le dota de ese toque de fantasía que tanto nos gusta. Lo que se podría haber puesto es algo de variedad en la melodía que nos acompaña en los combates, ya que a veces llega a ser repetitiva o que corta la del territorio siendo de otro estilo.

El doblaje esta bastante bien, siendo completamente en ingles con subtítulos en español.

[nggallery id=133]

Big Huge Games ha creado un mundo muy rico en narrativa y espectacularidad gracias al escritor  R.A Salvatore y el ex diseñador jefe de Bethesda Ken Rolston. Han querido dotar de muchísima variedad para que el jugador tenga que elegir lo que quiere hacer, dándole un parecido a como si fuese un MMO. El sistema de alquiler de casas, el combate, profesiones y misiones es bastante extenso y no hará que el jugador se canse con facilidad.

Pocos son los juegos que harán que las horas se pasen rápidamente, pero Kingdoms of Amalur Reckoning lo consigue y con una gran facilidad. Si eres de los que ya lo están catalogando como un intento de Skyrim, yo de ti lo probaría, porque verías grandes diferencias e incluso podría llegar a gustarte más.

Pros:

-Gran Apartado Artístico
-Amalur es un mundo rico en posibilidades
-Sistema de Profesiones
-Buen sistema de Combate
-El trabajo de R.A Salvatore y Ken Rolston
-Banda Sonora
-Una duración de 25 horas ampliables con el resto de misiones y exploración.

Contras:

-Interacción entre NPC nula y sin carisma
-Misiones Secundarias algo repetitivas
-Volvemos a tener al tipico personaje mudo
-La cámara puede llegar a jugartela en muchas situaciones
-Un mundo algo estructurado, al que deberian de haberle dado algo más de libertad.

Facebooktwitter

3 respuestas a «Análisis Kingdoms Of Amalur: Reckoning»

  1. Buen análisis Rober¡¡ Es uno de esos juegos que le tengo muchas ganas, pero que mi tiempo limitado no me da para echarle tantas horas, espero que para verano pueda jugarlo…

  2. Gracias Rul!!. La verdad es que es mejor que te lo juegues cuando tengas tiempo, porque lo que te permite hacer el juego te va a llevar muchas horas. Me ha gustado muchisimo el juego y lo recomiendo más que nada a todo aquel que no tenga nada pendiente por jugar.

  3. La pena de este juego es que esta bajo la sombra de Skyrim, y creo que va a ser una losa muy grande que no se va poder quitar de encima… una pena la verdad.

Deja una respuesta